Los flujos de soldadura

Los flux ( decapantes) de soldadura están formados por una mezcla de sales minerales sólidas a temperatura ordinaria

logo ATG

décapant en poudre

Los flux ( decapantes) de soldadura deben tener las siguientes propiedades:

  • Fundir a una temperatura inferior de al menos 100°C del sólido (correlación con la soldadura y los metales ensamblados)
  • Permanecer estable hasta la temperatura máxima necesaria (zona de actividad)
  • Permancer activo en toda la duración del ciclo de soldadura
  • Disuelve los óxidos metálicos de los diferentes metales en juego (elección del tipo de flux)
  • Ser suficientemente fluídos, incluso cuando están cargados de óxidos disueltos,para ser desplazados fácilmente por la soldadura en los espacios capilares de la junta
  • Ser fáciles de eliminar después de las soldaduras

Las superficies a soldar deben estar perfectamente limpias, con el fin de evitar las grasas y los óxidos estables presentes, antes y durante la soldudara, en el aire, cuya presencia obstaculiza la adherencia de la soldadura. Por esta razón es necesario utilizar flux ( decapante) cuya función es formar una película continua sobre la supeficie durante la soldadura, con el fin de evitar la oxidación.

Debido al paso del gas por un aparato autofluxante lleno de Fluxogaz, existe un proceso de saturación del gas acetileno con un dexosidante, dando a la llama, habitualmente oxidante, un poder dexosidante. Este procedimiento impide exclusivamente la formación de óxidos en el exterior de la soldadura y no en el interior, donde aplicaremos un flux pastoso apropiado para el ensamblaje.

Debemos tener en cuenta algunas precauciones en su utlización:
Los flux ( autodecapantes ) contienen productos irritantes y/ o tóxicos y no deben entrar en contacto con la piel. Además a ciertas temperaturas, los flux son inestables y desprenden vapores tóxicos para los ojos y las mucosas Es necesraio ventilar los talleres y los puestos de soldadura.